Prestación por desempleo ¿se pierde este derecho en algún tipo de despido?

prestacion por desempleo derecho

No cabe la menor duda que un despido, sea del tipo que sea, es siempre una situación desagradable, incluso en los casos en que este ha sido pactado con la empresa, a la persona que es despedida se le abre un nuevo periodo de incertidumbre laboral, y, una de las preocupaciones más comunes es el de la prestación por desempleo, lo que comúnmente conocemos como “paro” ¿podríamos perder el derecho a paro en algún tipo de despido?

Existen varias razones por las que se podría perder no sólo el derecho a la prestación por desempleo, sino otro tipo de subsidios y ayudas extraordinarias que percibamos.

Causas por las que puedes perder el paro

Vamos a analizar cuales serían las causas que harían que dejaras de percibir la prestación por desempleo:

  1. Porque has agotado la prestación de desempleo
    La prestación por desempleo no es indefinida, hay un paro máximo de 2 años, transcurridos los cuales, dejarás de percibirla. En función del tiempo que hayas cotizado tendrás derecho a un tiempo determinado de paro.
  2. Porque el desempleado reciba sanciones
    La Seguridad Social podría imponer sanciones a las personas desempleadas por diferentes motivos, recibir el paro conlleva una serie de obligaciones y si no las cumplimos, podríamos ser sancionados o incluso perder el derecho a recibirla, algunas de las más frecuentes son:
    – Relacionadas con la búsqueda de empleo, (4 o más faltas en un año) como no acudir a las citas con el SEPE (Antiguo INEM), a las jornadas de formación, no acudir a las entrevistas de trabajo para las que nos requiere la oficina pública de empleo, no renovar el paro o cambiar de domicilio sin comunicarlo al Servicio Público de Empleo Estatal.
    – Rechazar ofertas de empleo adecuadas al perfil. No tomar parte en los programas específicos de colaboración social, programas específicos de fomento del empleo o de reciclaje profesional. (3 en un año)
    – No informar de haber sido dado de alta en un empleo y dar de baja la prestación.
    – Dar información o documentación falsa o errone, como por ejemplo, trabajos no prestados pero habiéndonos puesto de acuerdo con empresario para percibir el paro, etc.
    – No sellar el paro en la fecha indicada.
  3. Trabajar por cuenta ajena durante más de un año
    En el caso de contratos a tiempo parcial es posible seguir cobrando la prestación por desempleo en proporción a las horas trabajadas. En caso de encontrar un trabajo a tiempo completo, el paro deja de cobrarse en ese mismo momento.
    En este segundo caso, el trabajador puede optar por dejar en suspenso esa prestación por desempleo durante 12 meses. Si durante esos 12 meses, el trabajador ha cotizado por su nuevo trabajo, cuando se vuelva a quedar en situación de desempleo, podrá decidir si recupera la prestación antigua que había acumulado hasta la última vez en que empezó a trabajar, o si prefiere elegir la nueva prestación en función de las cotizaciones de su último empleo (Derecho de opción)
  4. Trabajar por cuenta propia más de 60 meses (5 años)
    En caso de optar por convertirse en trabajador autónomo mientras se está cobrando el paro, el trabajador verá como esta prestación se suspende automáticamente, si el trabajo por su propia cuenta no durara 24 meses podría retomar esa prestación, entre los 2 años y los 5 años, tendría que acreditar que ha estado dado de alta como autónomo ese periodo para recuperar la prestación, y, superados los 60 meses, la a prestación por desempleo se extingue automáticamente.
    Con las modificaciones legislativas, es posible que un trabajador autónomo continúe cobrando parte de su prestación por desempleo mientras trabaja, siempre y cuando cumpla una serie de requisitos.
  5. Llega a la edad de jubilación
    En caso de alcanzar la edad de jubilación, el desempleado dejaría de cobrar esa prestación para comenzar a cobrar la que le correspondiera por jubilación.
  6.  El trabajador se traslada a vivir fuera de España o pasa largas temporadas en el extranjero
    Esta prestación sólo podría cobrarse en España, sin embargo, la Seguridad Social establece diferentes permisos justificados según los casos podrían ser de 15, 90 y hasta 360 días como máximo.
  7. Por una Incapacidad permanente total o Gran Invalidez
    En este caso, se dejaría de cobrar el paro y se pasaría a cobrar la correspondiente pensión por Incapacidad Permanent o Gran Invalidez a la que tuviera derecho.
  8.  Por fallecimiento del desempleado
    En ese caso, automáticamente se suspenderá la prestación por desempleo, en caso de estar casado, su viuda o herederos tendrían que solicitar la pensión correspondiente a la nueva situación.

Información relacionada que puede ser de tu interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×